• Crisis del Coronavirus: cómo evitar caer en insolvencia financiera

    Photo by Sharon McCutcheon on Unsplash

    El panorama es complejo para los negocios y el comercio internacional en medio de la pandemia del COVID-19. Entre los retos más significativos y una de las principales preocupaciones a nivel nacional es garantizar que las empresas puedan sostener su operaciones y cumplir con sus obligaciones a corto y mediano plazo, es decir, tener solvencia financiera durante la crisis.

    Tan solo en CDMX, la Cámara Nacional de Comercio, Servicios y Turismo de la Ciudad de México (Canaco) estima que, debido al cierre de 14.4% de los negocios en la capital (64, mil 758 de 450 mil), las pérdidas rondaran en 3 mil millones de pesos debido a las medidas de contención que anuncio el gobierno capitalino ante la contingencia por el coronavirus.

    Un reporte de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (CANACINTRA) asegura que debido a la caída en ventas que ha dejado la pandemia, las pequeñas y medianas empresas solo tienen solvencia para pagar el salario de sus trabajadores por tres quincenas.

    Por su parte Carlos Salazar, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE) declaró a medios que el sector está preocupado por las consecuencias que tendrá la situación de contingencia ante el coronavirus y han propuestos medidas al gobierno que incluyen otorgar apoyos del gobierno a las empresas con recursos fiscales y asegurar la liquidez en el mercado financiero.

    Esta última petición resulta trascendental para las empresas nacionales, especialmente las Pymes y aquellas dedicadas al comercio internacional, pues asegurar la disponibilidad de capital es vital para mitigar los efectos de la incertidumbre y el aumento del precio del dólar, así como para evitar caer en insolvencia financiera.

    DC1

    ¿Qué significa caer en insolvencia financiera?

    • Es un estado financiero en el que una entidad no es capaz de pagar sus cuentas.

    • La insolvencia en una compañía se traduce en un flujo de efectivo limitado e insuficiente.

    • No es lo mismo que la bancarrota: una empresa puede ser insolvente sin estar en bancarrota, pero al estar en bancarrota es un hecho que es insolvente. La bancarrota implica un mandato legal en el que se debe resolver los métodos en que pagará a sus acreedores

    DC2

    ¿Cómo puedo evitar caer en insolvencia financiera?

    Buenas prácticas financieras y procurar una administración que priorice finanzas sanas es necesario para mantenerse estable ante situaciones financieras difíciles. Algunas de ellas son:

    • Adaptar tus productos. Además de ofrecer servicios y mercancías que atiendan a las necesidades del mercado, es importante ofrecer valor agregado y facilidades para hacer tu oferta más atractiva, eso incluye términos de créditos más atractivos para tus compradores.

    • Diversificación. Depender de pocos clientes expone a los negocios y compromete su capacidad de enfrentar sus compromisos. Entre empresas mexicanas los compradores grandes pueden llegar a concentrar hasta el 80% de sus ventas. Esto aumenta aún más el riesgo en medio de la inestabilidad, ya que podrían retrasarse en el pago o decidir no realizar alguna compra.

    • Asegurar acceso a capital. Tener liquidez ayuda a cumplir con compromisos como el pago a empleados y proveedores, así como el resto de tus operaciones y deudas.

    Una estrategia es recurrir a productos financieros que faciliten el acceso a capital de trabajo. Entre las alternativas para lidiar y evitar la insolvencia financiera están obtener financiamiento para cumplir con tus obligaciones. En momentos de crisis como el actual, las alternativas al crédito como el descuento de facturas son un gran apoyo, pues ayudan a obtener capital sin sobreapalancar a las empresas.

    Alexandra Ortiz
    Alexandra Ortiz
    Analista de contenido en Drip Capital
    3 min leer